martes, 9 de septiembre de 2008

EPIFANÍA LITERARIA / Las palabras reveladoras

EPIFANÍA

Epifanía es una palabra muy navideña. De hecho la fiesta de Epifanía, el 6 de enero, es el día que cierra la Navidad. Recordemos que ese día se celebra la primera manifestación de Jesús a los gentiles, representados por los magos de Oriente. Y es que epifanía significa manifestación, aparición.

EPIFANÍA LITERARIA

¿Qué tiene que ver con la literatura? Pues que aprovechando el significado místico de esta palabra, se aplica también a momentos literarios especialmente reveladores. Fue James Joyce quien primero habló de epifanía literaria. Se refería a pasajes aparentemente cotidianos y rutinarios de la vida de un individuo, pero que al mismo tiempo fueran capaces de repente de adquirir un sentido tal que nos hicieran comprender la esencia de ese individuo. Este efecto existencialista lo consiguió Joyce a través de técnicas literarias del realismo y el naturalismo por un lado, y del simbolismo por otro.

DUBLINESES (JAMES JOYCE)

Lo vemos, como máximo ejemplo, en su obra Dublineses; quince cuentos que tratan situaciones comunes, pero que encierran ni más ni menos que la parálisis de la ciudad de Dublín a principios del siglo XX. En el último de los relatos, es la descripción de una reunión navideña tradicional la que nos evoca una imagen de parálisis, a través de la repetición sistemática de ciertos rituales que vienen dados año tras año.

USO LITERARIO

En España, en el mismo momento histórico, fue Azorín quien empleó la epifanía literaria para simbolizar la quietud, la infinitud del tiempo, a partir de narraciones al detalle sobre costumbres ancestrales de los campesinos de Castilla.

Un género literario en el que es especialmente útil la epifanía literaria es el cuento o relato corto, que necesita de un instante que sugiera una idea más amplia que trascienda la brevedad del cuento.

PARTICIPACIÓN

Cosas que contar seguro que tenéis muchas después de las vacaciones, y quién sabe, quizá alguna con forma de epifanía literaria, ¿es así?

1 comentario:

Enrique Páez dijo...

Muy buenos ejercicios de redefinición. Al final, tendremos el diccionario. Felicidades.